TDAH

TDAH: Consejos para convivir con él

TDAH

Convivir con un/a hijo/a con TDAH (Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad) no suele ser fácil. Algunas de las dificultades que nos podemos encontrar son: un menor rendimiento académico, problemas en la adaptación social y desajustes emocionales.

 

El TDAH se caracteriza por tres síntomas básicos, que no siempre aparecen juntos:

  • Hiperactividad: nivel inapropiado de actividad (movimientos) para la edad del menor.
  • Impulsividad: dificultad en controlar la conducta, emociones y pensamientos.
  • Inatención: problemas para prestar atención y concentrarse.

 

TRES CONSEJOS GENERALES

  1. Tenga una actitud positiva. Busque información sobre el TDAH, cuanto más actualizada y práctica mejor. Busque profesionales que lo orienten en la evaluación y en el tratamiento. Relaciónese con otros padres con la misma problemática; o asociaciones donde le presten el apoyo que necesite. Dele más valor a las cosas positivas que tiene su hijo por encima de las negativas, para evitar la frustración ante expectativas que puede que no se cumplan. Ayude al niño a descubrir el humor y reírse de sí mismo.
  2. Comprenda a su hijo/a. Se suelen aburrir fácilmente, y necesitan realizar actividades estimulantes para contener la impulsividad. Tienen un escaso sentido del pasado y del futuro, centrándose en el presente, por eso presentan dificultades a la hora de aprender de sus errores. Ante la necesidad de estar en movimiento, es recomendable que hagan algún deporte o actividad física.

Los niños TDAH tienen dificultades para mantener la atención, estar sentados y atentos en una actividad durante mucho tiempo, expresarse correctamente y controlar su conducta; y todo ello les crea ciertas emociones como son:

  • Aislamiento y el Enfado (esto aparece cuando encuentran las tareas muy difíciles y se aíslan para que los demás no encuentren esa dificultad)
  • Frustración (son más lentos haciendo las tareas escolares, lo que les hace pensar que pasan mucho tiempo trabajando y poco jugando cuando se comparan con sus compañeros. Prográmele actividades de su disfrute)
  • Una Baja Autoestima.
  1. Mejore su autoestima. Debido a su conducta, a veces les etiquetamos (flojos, maleducados, pesados…), bajando así su autoestima. En su lugar, ayude a reconocer los puntos fuertes de su hijo/a y foméntelo para su desarrollo personal. Elogie todo el esfuerzo que haga, dígale lo que tiene de especial, muestre interés en actividades en las que participe. Utilice mensajes positivos y cambie el verbo “ser” por “estar” (eres un desordenado- tu cuarto está desordenado). Muéstrele que cree en él a la hora de hacer pequeñas tareas. Ayúdelo a aceptar sus limitaciones. Todos tenemos alguna dificultades, valore a su hijo como persona, no por sus éxitos y fracasos.

 

PARA MEJORAR LA CONDUCTA

Lo más recomendable es el uso de Técnicas de Modificación de Conducta, como las siguientes:

  • Refuerzo positivo: felicitar al niño/a inmediatamente después de que haya hecho algo correctamente. Hay que hacerlo a menudo, y no responder solo a los errores que cometa. Mantenga contacto físico, abrácelo, mírelo a los ojos.
  • Condición positiva: cuando hacen algo que no les gusta para recibir algo que, si les apetece, por ejemplo: “si quieres ver ese programa de televisión, tienes que recoger antes tu habitación”. Serán siempre oraciones en positivo.
  • Para eliminar conductas inadecuadas: no prestarle atención después de la aparición de la conducta incorrecta, por ejemplo, si pega una patada al suelo porque no le concedemos lo que desea, lo ignoramos. Es importante que no le demos atención en ese momento, y no alargarlo en el tiempo para crearle al pequeño sentimientos de rencor y frustración.

 

TDAH

 

PARA QUE OBEDEZCAN

  • Las normas de casa deben ser simples: si están escritas mejor, anote también que ocurrirá si las normas se cumplen o cuando se rompan. Los límites deben de ser claros y concisos.
  • Hacer las tareas paso a paso: dándole indicaciones de una en una, a medida que vaya terminando cada actividad.
  • Asegúrese de que entiende las instrucciones: por lo que tienen que ser claras. Déselas mirándolo a los ojos, con un tono de voz clara y calmada. Utilice oraciones cortas. Y al finalizar pregúntele que es lo que le ha dicho para comprobar que lo ha entendido bien.
  • Utilizar un sistema de puntos: Consiste en darle puntos o fichas cada vez que haga alguna tarea correctamente y quitárselos cuando no realice la actividad. Al final de la semana podéis contabilizarlos y optar a algún premio que equivalga a los puntos, los cuales se han pactado con anterioridad.

 

ENSÉÑELE A SER ORGANIZADO

Utilice listas y horarios donde aparezcan las actividades que tiene que realizar y de cuánto tiempo dispone. El horario debe convertirse en una rutina y anticipar las actividades novedosas. Use alarmas para controlar el tiempo que pasa haciendo las diferentes actividades, puede avisarlo unos minutos antes de que se va a cambiar de tarea, por ejemplo: se acaba el tiempo de descanso y hay que empezar a hacer los deberes. Intente que haya un sitio para cada cosa. Puede ayudarle ponerle etiquetas a las cajas (juguetes, lápices…). Regálele una agenda y enseñele a usarla.

 

MOTIVARLO EN SU APRENDIZAJE

  • Dele valor al esfuerzo, no solo a las calificaciones.
  • Ayúdelo a crear un hábito de estudio: que incluya un horario del tiempo que necesita para cada tarea, con descansos. Estudiando siempre en un mismo lugar, bien ventilado y con todos los materiales necesarios al alcance y sin distractores. Cuando no tenga deberes, puede leer o reforzar alguna asignatura, ya que, si rompemos la rutina, aparecen dificultades a la hora de volver al hábito.
  • Tenga comunicación con sus profesores: infórmesles de las dificultades de su hijo y ayúdense mutuamente. Muéstrese comprensivo y colaborador con los profesores.

 

HABILIDADES SOCIALES

  • Observe cómo se comporta su hijo con los demás, para conocer cuáles son sus principales dificultades
  • Estimule solo una conducta (saludar de forma espontánea). Una vez este se incluya como una habilidad más, pase a la siguiente.
  • Intégrelo en alguna actividad grupal, teniendo en cuenta sus intereses. Deportes, extraescolares que le diviertan.
  • Lo más importante, usted es el ejemplo de su hijo/a.

 

 

Gabinete CreceJulia Torres Vela – Psicóloga Sanitaria.

María Bravo Pérez – Psicopedagoga y Terapeuta en atención temprana y lenguaje.

Julia y María son las propietarias de Gabinete Crece. Puedes encontrarlas en Facebook e Instagram.

Summary
TDAH: Consejos para convivir con él
Article Name
TDAH: Consejos para convivir con él
Description
Convivir con un/a hijo/a con TDAH (Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad) no suele ser fácil. Algunas de las dificultades que nos podemos encontrar son: un menor rendimiento académico, problemas en la adaptación social y desajustes emocionales…
Author
Publisher Name
BabyRadio
Publisher Logo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.