niño estudiando sobre libros

Mi hijo/a no sabe estudiar

niño estudiando sobre libros

Muchxs niñxs encuentran dificultades a la hora de hacer deberes o estudiar. Se les hace pesado, se aburren, se pasan horas delante del libro sentadxs frente a una mesa y al día siguiente no recuerdan de qué trataba lo que estaban leyendo; y como consecuencia les va mal en los exámenes. Para evitar esto, os proponemos unas pautas para convertir el estudio en una actividad eficaz.

▶️ Motivación: Lxs chicxs necesitan conocer por qué es positivo estudiar y aprender, e intentar que el estudio no se convierta en una tortura. Para fomentar la motivación en lxs estudiantes más mayores, podemos usar una serie de estrategias: AUTOproponerse una meta clara, sencilla y significativa. Ser curiosxs, AUTOpreguntarnos sobre el tema que estamos estudiando y respondernos. Otro modo de motivarse es “fantaseando” con las consecuencias positivas de conseguir nuestras metas, unido a una actitud de éxito.

Reforzarnos positivamente dándonos pequeñas recompensas ante logros parciales, por ejemplo, he conseguido memorizar la mitad del tema, pues paro a descansar, merendar, charlar un poco con alguien…, pero rápidamente debemos volver al estudio. No podemos parar constantemente, y bajo ningún concepto ver la TV como descanso, puesto que nos hace perder atención y concentración.

Con lxs estudiantes más pequeñxs tendremos que ir acompañándoles poco a poco, preguntarles el tema, enseñarles a resumir, sacar lo más importante, hacerles hincapié en la importancia de la rutina, a que trabaje solo, pero sabiendo que estamos para ayudarles. Y lo más importante, el estudio debe tener un tiempo de inicio y de fin.

▶️ Condiciones del estudio: Se debe estudiar siempre en la misma habitación y ésta tiene que estar acondicionada con una mesa amplia y ordenada, con los materiales al alcance. La silla de estudio debe ser cómoda pero no excesivamente, ya que nos puede causar sueño. ¡Nunca estudiar ni hacer los deberes en la cama o en el sofá! La habitación tiene que estar bien iluminada a poder ser luz natural y ventilada, con una temperatura agradable.

Estudiar con música o con distracciones como el ordenador o el móvil encendidos que nos puedan interrumpir, no favorece el estudio. Utiliza una agenda y aprende a organizarte. Cuando las circunstancias de casa no nos permiten todo esto, es recomendable ir a una biblioteca o sala de estudio. Además, es muy importante cuidar de nosotrxs mismxs, hacer deporte o alguna actividad física para mantener el cuerpo en forma y despejar la mente.

En momentos de mayor estrés se pueden realizar ejercicios de relajación. La alimentación también es importante, es el combustible de nuestro cuerpo y mente, y es necesario descansar y dormir
las suficientes horas, especialmente en épocas de exámenes. Recuerda de vez en cuando cuáles son tus objetivos.

▶️ Haz un horario personalizado con todas las actividades. En él tienen que aparecer todo lo que hace, desde las clases extraescolares hasta la hora de la merienda y la cena. Cuando las actividades de este tipo estén colocadas, es el momento de ver cuánto tiempo nos queda para colocar los momentos de estudio.

El control del tiempo para así sacarle rendimiento es esencial. Puedes colocarlo en la agenda, además de las tareas, los exámenes y las actividades que sean ocasionales.

▶️ ¿Cómo organizo una sesión de estudio?
Comenzar haciendo una lista de las tareas que tenemos pendientes, priorizar y organizar los deberes y el estudio con la ayuda de la agenda. La atención fluctúa, por lo que se recomienda empezar y finalizar con tareas más sencilla, dejando los momentos centrales para aquello en lo que tienen más dificultades.

Anotaremos las dudas que nos surjan para preguntarlas al profesorado o a lxs compañerxs en otro momento. Antes de hacer los deberes es bueno repasar el tema que estamos viendo, los deberes sirven para afianzar el conocimiento de los temas, hacerlos sin tener ni idea no nos reportará un correcto aprendizaje. Algo que no debe olvidarse es que estudiamos PARA APRENDER, NO PARA APROBAR, y que, ligado a esto, si aprendemos, aprobaremos.

Es necesario descansar, aprovechando para estirar las piernas, beber algo o ir al baño. Repasar algún tema o echar un vistazo a lo que veremos en los próximos días nos ayuda a “ir por delante” que siempre será mejor que “ir a remolque”. Usa técnicas básicas como el subrayado, los esquemas y hacer resúmenes. Una buena planificación nos debe permitir tener tiempo para repasar días antes de los exámenes.

▶️ Tiempo de estudio
Las tardes no pueden ser interminables y descansar antes de empezar es beneficioso. En niñxs más pequeñxs no es positivo más de una hora y media de estudio. Lxs niñxs necesitan parque y juego. No por tener más tareas van a ser mejores en el futuro, necesitamos niñxs felices.

Además, para las familias estar de aquí para allá todo el día es muy agotador. El juego, la imaginación y la creatividad, es una forma sana de desarrollar talentos y capacidades.

▶️ En clase: apuntes y exámenes
En clase es muy importante estar atentxs, ir siguiendo el libro según lo que lxs profesorxs van diciendo e ir añadiendo información que no esté, así complementaremos el tema. Hay veces que la atención se evadirá, pero tenemos que tener madurez y autocontrol para decirnos “eh, vuelve”. A lxs más pequeñxs hay que insistirles en qué es atender, mirar a lxs profesores, lo que van diciendo…¿te enteras de lo que dice? ¿de qué ha hablado hoy?…son algunas preguntas que podemos hacerles, pero siempre sin agobiarles, ya que cuando llegan del cole cansadxs, no tienen ganas de contar todo lo que han visto.

Para los exámenes, tienen que acostumbrarse a contar cuántos días antes del examen tienen para estudiar, y dividir el tema en aquellos días que tiene, siempre y cuando dejen 2 días antes del examen para repasar. Si un día no se estudia lo previsto, al día siguiente se le acumulará el trabajo. Es una forma de controlar el estudio, de ponerse pequeños objetivos y que controlen el proceso.

Consultar con un/a profesional que os oriente, siempre es una buena opción.


Gabinete Crece

Julia Torres Vela – Psicóloga Sanitaria.
María Bravo Pérez – Psicopedagoga y Terapeuta en atención temprana y lenguaje.

Julia y María son las propietarias de Gabinete Crece. Puedes encontrarlas en Facebook e Instagram.

1 comentario en “Mi hijo/a no sabe estudiar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.