Organización familiar para volver a la rutina de septiembre

rutina

Septiembre es un mes de inicios; empieza el colegio, la rutina, el instituto, muchos/as nos reincorporamos al trabajo después de las vacaciones; pero también es el mes perfecto para iniciar nuevas cosas, a veces, incluso nos lo tomamos como si iniciáramos un año nuevo, lleno de objetivos y metas que cumplir, después del descanso del verano.

Hay quienes inician la vuelta al cole o al trabajo de manera motivada y descansado/a y quien sufre de “depresión post- vacacional”.

Para todos/as aquellos/as a los/as que les cuesta el inicio del curso, os damos varias recomendaciones para que la vuelta sea lo más satisfactoria posible tanto para grandes como para los/as más pequeños/as.

Pautas para volver motivados/as:

  • Una actividad muy recomendable es sentarnos una tarde tranquilos/as en familia y proponer objetivos y metas que queramos conseguir de manera individual y familiar. De esta manera nos involucramos todos/as y nos serviremos de apoyo unos/as a otros/as cuando no nos encontremos motivados/as.
  • Crear un plan para alcanzar esas metas, pasito a pasito, con objetivos pequeños que se alcancen con mayor facilidad, de esta forma mantendremos la motivación para llegar a la meta final. Una opción es como si de la lista de la compra se tratara, ir apuntando en un cuaderno o agenda aquellos objetivos que vamos cumpliendo y los que tenemos planteado superar. Ir poniendo tics cada vez que consigamos un paso, y premiarnos de alguna forma nuestro esfuerzo, puede ser una buena guía para alcanzar de una vez aquello que siempre nos proponemos y dejamos sin hacer bien por pereza, porque no le damos prioridad, o simplemente porque ponemos excusas. Por ejemplo, si nuestra meta es hacer ejercicio de manera regular, en nuestro cuaderno podríamos poner: informarme sobre actividades deportivas y gimnasios de mi barrio, ir al gimnasio o las clases dirigidas un par de veces en semana, además del gimnasio, un domingo al mes salir con mis hijos/as en bicicleta…
  • Un plan familiar (de objetivos) puede ser una ventaja para que todos/as sean partícipes del objetivo, puede ayudar a la comunicación familiar, a la identificación como miembro de la familia, unir lazos, pasar tiempo juntos, saber trabajar en equipo.
  • Es importante que tanto los planes individuales y familiares sean personalizados. Una cosa es fijarnos en los/as demás para surtirnos de ideas y otra copiar sin que ese plan se adapte a nosotros/as y nuestras características, haciendo que finalmente nuestros planes fallen.
  • También es un buen momento para revisar las normas de casa, añadir alguna nueva o reformular alguna antigua. Es importante que las normas se vayan actualizando en función de la edad de los/las niños/as. Nos vamos haciendo mayores y las normas de casa al igual que las de la sociedad, varían en función de la edad, ya que cuando vamos creciendo aprendemos nuevas formas de relacionarnos y vamos madurando, por loque también cambiamos nuestra forma de actuar. Así que en casa siempre es el mejor escenario para practicar.
  • Es el momento de buscar nuevos retos, búsqueda de ocio y extraescolares. Es un buen mes para ver qué oferta hay de deportes, extraescolares…para el nuevo curso. Ver en qué consisten y decidir cuál nos gusta más. Realizar deporte es el mejor aliado de los/las niñas/os, nos enseña rutina, dedicación, esfuerzo, implicación, normas y respeto por las mismas, compañerismo y disciplina. Además de aprender hábitos saludables.
  • Algo importante es la planificación. Iniciar el nuevo curso después del verano es difícil y el rendimiento es peor por falta de hábitos. Al principio de curso es favorable realizar algún taller de técnicas de estudio, que nos ayude a organizar nuestros deberes, practicar aquello en lo que tenemos más dificultad. Nos enseñen a resumir, memorizar
    y lo que es más importante, crearnos un hábito de estudio personalizado y orientado a nuestro tipo de vida.
  • Planes familiares. No todo van a ser obligaciones. Es saludable también una recompensa a ese esfuerzo, sobre todo los primeros meses que después del verano nos cuesta remontar. Los fines de semana se pueden buscar planes familiares, ver las recomendaciones de lugares, y actividades divertidas en familia. Ya el calor lo dejamos atrás, y puede ser un buen momento de retomar actividades que no son para el verano, como visitas por la ciudad, museos, librerías, talleres en familia, teatro, cine, paseos y rutas de senderismo, manualidades en casa….
  • También los/las adultos/as tienen un hueco aquí. Los hijos/as se llevan nuestra mayor parte del día, la vuelta al trabajo, volver a correr de un sitio para otro intentando llegar a tiempo al colegio, extraescolares… hace dura la vuelta a la rutina, por lo que es necesario buscar un momento para nosotros/as solos/as o en pareja. Buscar una escapada de fin de semana, ese cafelito con amigas/os, o simplemente ir al gimnasio, es importante. Debemos darnos prioridad también para cuidar nuestra salud mental. Por lo que tenemos que sacar ese “huequito” de manera más habitual para nosotros/as mismos/as. No hace falta hacer grandes cosas, desde dedicarnos 15 minutos a una actividad que nos guste, pasar una hora en el gimnasio, a escaparnos a la montaña un fin de semana. Si al igual que los/las más pequeños/as, que tienen sus ratos de ocio y juego, buscamos el nuestro, la tarea del día a día se hará más llevadera.
  • Para que la organización sea más eficaz, hacer un calendario donde haya espacio tanto para las obligaciones como para el ocio y el descanso puede ser de gran ayuda. Este se puede colocar en un lugar visible de la casa, donde todos/as tengan la posibilidad de verlo e ir apuntando las actividades. Cada estación del año tiene sus fiestas, celebraciones y actividades típicas que hacer, asique saquemos el lado positivo de cada una de ellas y disfrutemos. Tenemos que aprender a sacar las ventajas de cada momento.

Y como siempre os decimos, consultar con un/a profesional, siempre es una buena opción.

Gabinete Crece

Julia Torres Vela – Psicóloga Sanitaria.

María Bravo Pérez – Psicopedagoga y Terapeuta en atención temprana y lenguaje.

Julia y María son las propietarias de Gabinete Crece. Puedes encontrarlas en Facebook e Instagram.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.