día del perro. Perro dominante

Perro dominante

día del perro. Perro dominante

El próximo sábado 22 de julio es el día Mundial del Perro y lo celebramos explorando un concepto ampliamente malinterpretado en nuestra sociedad y que causa mucho daño a nuestros mejores amigos de 4 patitas: la dominancia.

A mediados del siglo pasado un científico que estudiaba manadas de lobos habló por primera vez del término “macho alfa” y de la teoría de la dominancia. Este concepto rápidamente fue asociado al uso de la fuerza, intimidación y agresividad. Aunque posteriores investigaciones hayan refutado gran parte de los resultados de los estudios, que resultaron incompletos, con importantes fallos y malinterpretados (el mismo autor de la obra ha rectificado su versión del “macho alfa”) desafortunadamente, a día de hoy el mito de la dominancia sigue cosechando frutos dentro del mundo de la educación canina.

El concepto hace referencia a aquellos individuos que “dominaban” los recursos (comida, hembras, etc.)

No obstante en la actualidad ha quedado demostrado que no existe la dominancia tal cuál se conocía,Día del perro mediante el uso de la fuerza, sino rituales destinados a apaciguar y mantener el equilibrio dentro del grupo, además, los perros más fuertes de una manada no pelean, no lo necesitan, son los de rango medio los que suelen hacerlo por pura inseguridad.

Un enfrentamiento, por insignificante que parezca, puede ocasionar lesiones

Lo que en un medio natural no interesa ya que representa una pérdida de eficacia a nivel individual y grupal. Un miembro herido no aportará lo mismo. El verdadero alfa no desperdicia energía.
Se quedó demostrado, por ejemplo, que los primeros en comer son los cachorros, ya que son los más débiles y que más necesitan alimento (para que veas que no pasa nada porque tu perro coma antes que tú).

¿Cuántas veces hemos visto en un hogar que el perro más pequeño o incluso el gato es “el que manda” y no el perro más grande?

Ser alfa no significa ser agresivo, significa controlar los recursos, lo que no implica la fuerza, además, hay que tener presente que cada individuo determina qué es más importante y lo que no lo es. Algunos perros pueden prescindir de sus huesos pero no de su cama.

Tu perro quiere subirse al sofá porque está más cómodo

El que quiera salir a la calle antes que tú no significa que quiera dominarte, sólo que tiene muchas ganas de salir. Cuando llegáis a casa, quiere entrar, porque ya habéis llegado, y/o porque tendrá sed. ¿Te pone nervioso verle excitado? Sácale más a menudo o sencillamente dile que se siente antes de salir o de entrar.

Ser líder de la manada requiere una gran responsabilidad, ética, respeto y cuidado hacia las necesidades de los demás miembros del grupo

Aunque todo grupo conlleve a unas normas de convivencia, esto no implica agresividad. Si quieres ser el líder de la manada, empieza por ti mismo.

Para saber sobre este tema, podéis ver el video del Dr. David L. Mech:

[embedyt] https://www.youtube.com/watch?v=LAHyqI2VOB8[/embedyt]

 

Autora de La niña que sabía de perrosPor Sumara Marletta, psicóloga canina, madre de Miriam y de Natalia. Autora de “La niña que sabía de perros” y “Miriam educa a su cachorro”
Para saber más sobre educación canina visite www.consultoricacanina.com
La niña que sabía de perros, el cuento infantil que enseña a los niños a entender y comunicarse con su perro.
Miriam educa a su cachorro, enseñan a los niños cómo educar a su mascota.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.