cachorro

Claves para el control de la conducta higiénica en tu cachorro

cachorro

Enseñarle al cachorro hacer pis y caca en el sitio correcto es prioritario y evita disgustos. Antes de regañarle por romper una norma que él no conocía, céntrate en enseñarle lo que SI quieres que haga.

Si le regañas cuando hace pis en medio del salón, la próxima vez, lo hará a tus espaldas, así de sencillo: en el mundo Disney el cachorro se siente culpable y se esconde cuando llega su dueño a casa porque se le escapó un pis en la alfombra, en realidad él reconoce y/o anticipa el enfado y se va. ¿Por qué? Porque delante de ti es peligroso, sin más.

Breves pautas para trabajar el problema

Nada más llegar al nuevo hogar, lo normal es que el cachorro esté desorientado, déjale explorar y no le regañes si hace pis dónde no debe, en este caso recógelo con un empapador (por ejemplo) y coloca ese empapador en el sitio correcto.

¡¡Anticípate!! Después de comer, de beber, y al despertarse, hará pis, con lo cual, o bien le coges en brazos y le sacas a la calle directamente o bien te quedas con él en “su baño” hasta que lo haga para que puedas premiar cuando él acierte. Sí, vas a esperar unos pocos segundos para que empiece a hacer pis y le dirás “muy bien pis” y ahí le das algo sabroso.

Repite eso varias veces. Puedes utilizar correas “manos libres” para que el perro siempre esté pegado a ti y así le enseñes lo más rápido posible cómo quieres que él se comporte.

¿Y si falla? Ten claro que se le escapará, y no pasa nada, lo recoges sin que él vea y para la siguiente tienes más cuidado.

Si le dejas 50 metros cuadrados a elegir ¿qué crees que va hacer? Al principio prepara un sitio específico para él, hasta que aprenda o mientras no puedes controlarle.

Deja premios cerca de los empapadores y por supuesto lleva algo sabroso para la calle y así él tendrá una motivación extra.

En el caso de las cacas el procedimiento es igual, con la diferencia de que las cacas las tiras y no se quedan ahí, pero, debes mantener el mismo empapador aunque sea por unos días para que el cachorro aprenda muy bien al principio.

La educación a base de castigos físicos es ruin y obsoleta, ten empatía con él y pónselo fácil, recuerda que el perro jamás debe asociar algo desagradable a su dueño.

Si tienes o vas a tener un cachorro, apúntate a nuestro curso para cachorros que previene y evita problemas de comportamiento info@consultoriacanina.com


Autora de La niña que sabía de perros

Sumara Marletta
Experta en Comportamiento Canino y Rehabilitación
www.consultoriacanina.com

Autora de “La niña que sabía de perros”, “Miriam educa a su cachorro” y “Dentro de tu corazón”.
La niña que sabía de perros” evita y previene incidentes entre perros y niños.
Miriam educa a su cachorro” enseña a los niños a educar a su cachorro.
Dentro de tu corazón” la pérdida de un ser querido desde el amor y sin juicios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.